¿Estás organizando tu presencia en un evento donde vas a compartir espacio y público con otras marcas, empresas o entidades? Si tu respuesta es sí, este post es para ti.

Seguramente todas y cada una de las empresas que vayan a asistir a este evento van a tener un espacio destinado para ellos, donde van a tener que colocar su stand, un elemento realmente importante a la hora de atraer a los curiosos y que acaben convirtiéndose en interesados. Y es que el stand es la carta de presentación de tu empresa dentro de cada evento.

¿No sabes por dónde empezar? Aquí te explicamos cómo.

1. Determina el presupuesto del stand

Primero de todo, tienes que tener en cuenta que tener un stand va a costar dinero. Así que es importante que lo tengas en cuenta a la hora de pensar el modo cómo distribuir el presupuesto y determinar la cantidad.

Ten en cuenta que elegir el stand más caro no te asegura tampoco que vaya a obtener la visibilidad y los resultados que desees. Que sea el más caro no quiere decir que sea el que te aporte más beneficios.

Además, son muchas las variables que tienes que tener en cuenta en el momento de determinar el presupuesto. Por ejemplo, el tamaño del stand, ya que cuando más grande sea, mayor inversión va a necesitar. ¡Y no te olvides de los materiales! Que es también una variable que va a determinar de gran manera lo que te va a costar tu stand.

2. Elige el diseño más adecuado

Una vez determinado el presupuesto, es momento de comparar todos aquellos diseños posibles entre ellos para poder elegir de manera razonada y acertada.

Pero, ¡ojo! no pierdas nunca de vista los objetivos de tu presencia en este evento. Esto quiere decir que no te tienes que dejar seducir por el stand más caro, más llamativo, más grande o el más barato. Analiza todos los diseños y elige aquél que pienses que te va a ayudar a conseguir tus objetivos.

Por ejemplo, si eres una empresa que acaba de empezar y tu objetivo principal durante este evento es darte a conocer, ¿por qué no pruebas con algún stand un poco llamativo, pero práctico al mismo momento y que te ayude a poder hablar y explicar a la gente de qué se trata tu negocio o proyecto? O tal vez ya eres una empresa conocida pero el objetivo de tu evento es crecer o fidelizar tus clientes, pues quizá un stand que te permita interactuar con ellos o alguno que te permita tener alguna actividad a realizar con ellos o quizá tener un rincón de muestras o de bonos promocionales a conseguir mediante un sorteo, te va a ser de gran ayuda.

3. Haz que sea accesible

Es realmente importante que todos los profesionales siempre tengan una sonrisa puesta. Esto va a transmitir un buen rollo y una proximidad hacia los clientes que marcará la diferencia.

Te recomendamos que hagas un stand que sea accesible, que se vea de lejos y que atraiga a la gente. Tienes que tener en cuenta que no a todas las personas les llama la atención el mismo tipo de cosas. Hay algunos a quien sí les gusta todo aquello más informativo a través de folletos, mapas u otros materiales de lectura. Pero hay otro tipo de gente que prefiere aquello que sea más visual, por ejemplo, ver una demo desde una pantalla grande de alta definición o desde una tableta.
Así, muchos serán los que desearán hacer preguntas a los profesionales presentes a tu stand.

Asegurate que hay suficientemente personal en el stand como para poder atender al mayor número de personas a la vez y evitar así que se hagan colas con tiempo de espera y que provoque que la gente se vaya.

4. Destaca oferta y promociones

Si tu stand pretende vender un producto o un servicio y ofreces algún tipo de descuento por el hecho de contactar o contratar durante el evento en el que asistes, es importante que lo destaques y que se vea de lejos. Las promociones llaman mucho la atención y muchas veces es el factor que acaba siendo decisivo a la hora de comprar o contratar algún servicio o producto.

5. Aperitivos y bebidas

¿Cuantas veces hemos asistido en alguna tienda o en algún evento y nos han ofrecido una copa de champagne? ¿O un vaso de agua o un café? Quizá incluso, algún aperitivo para matar el gusanito.
Los asistentes a este tipo de eventos pasan muchas horas de pie y la mayoría de ellos no están acostumbrados a ello. Y es por esto que se les tiene que mimar y cuidar, para que no se cansen y que puedan cargando pilas a lo largo del evento.

PRO TIP: ofrezcas lo que ofrezcas de bebida o aperitivo, prueba de personalizar la etiqueta con tu marca. Así, el resto de los asistentes cuando los vean pasear, por ejemplo, con la botella de agua y vean el nombre de la empresa que les ha facilitado la botella, os buscarán y se interesarán por vosotros.

6. Distribución del Stand

Tal y como ya hemos comentado, tienes que cuidar todos y cada uno de los detalles del stand. Pero, ¿por dónde empezar? Pues es fácil: teniendo en cuento siempre tu objetivo.

Es importante que el visitante se sienta cómodo en tu espacio. Si tienes un trabajo que es más de charlar con él y estar más face-to-face, es importante que tengas una mesa de reuniones un poco apartada del resto y sillas donde poderse sentar y hablar de todo lo que haga falta.

PRO TIP: mantén siempre ordenado tu stand. Parece que no, pero cada detalle cuenta. Así que mantiene orden dentro del stand: folletos ordenados y bien situados, distintos montones en distintos lugares desde los cuales todos puedan acceder a coger uno, bolígrafos, tarjetas de contacto, etc. ¡Y no te olvides de ir añadiendo nuevas tarjetas y folletos en caso que se terminen! Llévate siempre tarjetas y folletos de recambio.

7. Promocionar tu presencia

¿Ya tienes en cuenta dar a conocer tu presencia en este evento? ¿Ya tienes pensado en hacer varios posts en las redes sociales a través de los que vas a anunciar que vas a tener un stand en esta feria o en este evento en concreto? Pues ya va siendo hora que lo tengas en cuenta.
De nada sirve que hagas las cosas bien hechas sin que las expliques o las anuncies. Así que ya sabes, avisa a la gent que vas a estar en este evento, seguro que muchos curiosos van a pasarse por tu stand y ¡más de uno acabará siendo fan tuyo!

PRO TIP: ¿has pensado en promocionar tu presencia en el evento mediante una app? Creando engagement y interés entre los asistentes? Pues, no dudes en pedir una demo de la App de Meetmaps para tu evento y descubre las grandes funcionalidades y ventajas que te va a facilitar el hecho de tener una app para tu evento. ¿No eres el organizador? Pues no dudes en preguntárselo a él si su evento cuenta con una App y cuáles son las formas de promoción de las que dispone el evento.

8. ¡Disfruta!

Sabemos que organizar la participación a un evento o una feria lleva un montón de trabajo: organización, planificación, contratación de personal, diseño del stand, etc. Y la verdad es que todo esto acaba generando ¡un montón de estrés! Pero lo que os podemos asegurar es que la tarea bien hecha siempre tiene su mejor recompensa. Así que todo el esfuerzo que metas hoy para lograr tos sueños u objetivos, van a servir para poder disfrutar de ellos a lo largo del tiempo. Pero, es importante que no te olvides también de disfrutar de esta etapa, envolverte de la gente, relacionarte con el resto de stands, hacer contactos, impregnarse de nuevas ideas, etc. ¡Lo vas a notar en los resultados!

Así que no te olvides que el stand es la carta de presentación de tu empresa… Así que ¡a cuidarla!¿Os ha gustado el post de hoy? ¿Creéis que os va a ayudar para próximos eventos en los que vais a asistir? No dudes en compartir tu experiencia con nosotros. ¡Muchas gracias!

 

Otros posts que te pueden interesar: